Naranjo Amargo – Azahar 

(Citrus x aurantium)

¿Qué tenemos que saber de esta planta?

Es un árbol de hoja perenne que produce una pequeña flor blanca con una fragancia muy agradable. Suele florecer entre mediados de abril y final de mayo, aunque si el final del invierno es caluroso, se adelanta un poco. De esa pequeña flor se va formando una pequeña bolita verde que va creciendo hasta convertirse en la naranja amarga, que da un poco de color a los jardines en los meses del invierno, momento también en el que recoge.

Aguanta temperaturas altas en verano e incluso temperaturas de bajo cero en invierno. Al ser más resistente, es bueno para injertarlo con variedades dulces. Puede llegar a una altura de 7-8 metros. Y se han documentado ejemplares de hasta 600 años.

Naranjo Generalife detalle

Historia

¿De dónde viene?

Es originario del sudeste asiático. Las primeras noticias que se tienen de cítricos que llegan al Mediterráneo es con la gran conquista de Alejandro Magno. Y numerosos autores clásicos, tanto griegos como romanos, hacen referencia a cidros, limones, naranjas… en sus escritos. De hecho, la naranja serían las ‘manzanas de oro’ robadas por Hércules del Jardín de las Hespérides.

Aunque ya en época romana pudo haber cítricos en la Península Ibérica, la introducción del naranjo amargo con fines ornamentales se dio en época árabe. Los jardines andalusíes son los que hicieron que se extendiera su uso, buscando replicar y competir con la exuberancia de los jardines orientales; y acompañada además de la creencia importada de China de que era un árbol que aseguraba la felicidad de su dueño. Buenos ejemplos fueron los patios de las mezquitas de Córdoba y Sevilla. Y hoy es un elemento inseparable de estas ciudades.

Sus nombres comunes

Lo conocemos normalmente como naranjo amargo, o naranjo sevillano/de Sevilla. Hay zonas en las que se refieren a él como naranjo agrio o incluso como naranja ‘borde’. Se le conoce en algunos lugares como toronjo.

Su nombre en latín vendría de ‘kitros’ en griego, que es como se denominaban algunos cítricos y que se latiniza como ‘citrus’. En cuanto a ‘aurantium’, significa del color del oro, dorado. Pero curiosamente, el término en castellano ‘naranja’ procedería del sánscrito ‘naranga’ (del tamil ‘nari’, fragancia) transmitido por persas y árabes.

En cuanto a la flor, la conocemos como ázahar, y procede del árabe hispánico ‘azzahar’. Significa flor.

Sus traducciones

English: bitter orange, Seville orange, sour orange – Orange blossom

Français: bigaradier, oranger amer, oranger de Séville – Fleur d’oranger

Sus propiedades

Son muchas las propiedades descritas para este árbol, sus frutos y sus flores. En el caso de la naranja amarga, es muy apreciada para las mermeladas que tanto gustan a los británicos. La tradición cuenta que sería el mismo Duque de Wellington, durante la Guerra de la Independencia, el que probó la mermelada elaborada con las naranjas sevillanas y les dio esa fama mundialmente conocida. Se utilizan también para la elaboración de dulces y salsas para carnes.

Con sus flores se elaboran aceites esenciales y perfumes, y han sido especialmente apreciados por tanto por su aroma, como por sus propiedades sedativas.

Igualmente, el agua de azahar es un antiespasmódico y un ingrediente esencial en la repostería árabe, utilizándose por extensión en recetas españolas como la del roscón de reyes o mexicanas como el pan de muerto.

También se elaboran diferentes tipos de licores, como por el ejemplo el “curaçao”, el Grand Marnier o el Cointreau.

Autor: Daniel Aguilera

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies